Territorio

Territorio

Miguel Sáenz

La ínsula inefable

La ínsula inefable

Juan López-Herrera

Enlace al RSS RSS

Don Quijote de la Mancha


(El Quijote en romance por Teodoro Martín)

A lo largo de toda su historia, al noble, al bueno, al casto de don Quijote, que solo vivía para su imaginada Dulcinea, le han salido hijos por doquier en forma de versiones y adaptaciones de todo tipo.
Recién cumplidos sus cuatro siglos de existencia y cuando, asimismo, se conmemoran los cuatrocientos años de la muerte de su autor, esta versión en romance de El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha acomete la tarea de acercar, desde otra perspectiva, la obra de Cervantes a todos los lectores: los que ya la han gozado y los que nunca se atrevieron con ella. Y lo pretende bajo la melodiosa cadencia del romance castellano y, en cierta medida, se aproxima a los romances viejos en los que sus héroes eran protagonistas de épicas acciones cantadas por juglares y trovadores en plazas públicas o salones palaciegos.

En este romance (fruto de muchos años de dedicación del profesor Teodoro Martín de Molina) el héroe no es otro que el más universal de todos los personajes de la literatura española salido de la pluma del más genial de nuestros escritores.

«Dichosa la edad y el siglo
en que las hazañas mías
de ser labradas en mármol
sean mucho más que dignas.
¡Tú, sabio o encantador,
quienquiera sea el cronista,
no olvides a Rocinante,
compañero de fatigas!

Miguel de Cervantes Saavedra nació en 1547 en Alcalá de Henares y murió en Madrid en 1616.

Cuarto hijo de una humilde familia, existen pocos datos precisos sobre su infancia y educación. En 1569 se incorporó a la milicia y en 1571 combatió en la batalla de Lepanto, en la que, a causa de una herida, perdió el uso de la mano izquierda. Durante su regreso a España fue capturado por los turcos y estuvo preso cinco años.

En 1585 apareció su primera obra importante, La Galatea, y, en 1605, El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha. En 1613, publicó Novelas Ejemplares y, en 1615, unos meses antes de fallecer, con la segunda parte del Quijote completó la obra que lo hizo inmortal y que es reconocida como la primera novela moderna y una de las más influyentes de la literatura universal.

Teodoro Martín de Molina, Gaucín (Málaga), 1951. Ejerció como maestro generalista desde los 18 años en diversos pueblos de Andalucía, y terminó su carrera profesional en Alfacar (Granada) como profesor de inglés. Al igual que don Quijote, se lanzó a la aventura, en este caso literaria, cuando frisaba los 50. Su primera incursión en la escritura fue un texto con vocación familiar, una larga epístola a sus hermanos que, en forma de relato y bajo el título Treinta años después, recoge los recuerdos y vivencias familiares/sociales de los años 50 y 60 en su pueblo natal. Desde el año 2000 se ha dedicado a la gestación de El Quijote en romance. En 2006 publicó Cascarabitos, una crónica novelada de la postguerra en la Alpujarra granadina. Se pueden encontrar fragmentos de otros trabajos, tanto en prosa como en verso, publicados en su web: www.teodoromartindemolina.es

Lee un fragmento

FICHA TÉCNICA

ISBN: 978-84-944443-7-1
Rústica con solapas
680 páginas
Tamaño: 15 x 22 cm.
PVP sin IVA: 21,06 €
PVP con IVA: 21,90 €
Fecha de publicación: abril de 2016

© Editorial Funambulista 2017 | Login | Contacto | Aviso Legal